En la perspectiva de la psiquiatría tradicional las relaciones del sueño y de la locura eran analógicas y contingentes: solo algunas formas unívocas se le parecían. A una teoría mecanicista del sueño corresponde una teoría mecanicista de las psicosis y en ambas es un escándalo entender al sueño y a las psicosis como trabajos significativos. Ey en base a sus observaciones y análisis se ubica en una posición radicalemente diferente: 1) el sueño está en continuidad real con el pensamiento vigil y con el pensamiento del que duerme, 2) todas las formas psicopatológicas tienen una estructura ‘fantasmática’ idéntica al trabajo onírico.

¿Cuál es el carácter común del proceso de la disolución al dormir y los procesos generadores de las psicosis?

Ler resumen completo